ACTUACIÓN EN CASO DE TERREMOTO

Escrito en 28. Feb, 2012 por en General

“El territorio español, aunque con una peligrosidad sísmica relativamente moderada en relación con otros países del área mediterránea, experimenta con cierta frecuencia movimientos sísmicos que, aunque de forma localizada, son sentidos por la población y, menos frecuentemente, producen daños de alguna consideración. No es descartable, sin embargo, como ya ha sucedido históricamente, la ocurrencia de terremotos de magnitud suficiente para producir daños catastróficos.”

Así se presenta la Guía Didáctica para profesores sobre Riesgos Sísmicos del programa para centros escolares de la Dirección General de Protección Civil y Emergencias.

En dicha guía se insta a que sea la sociedad en su conjunto la que, partiendo del adecuado conocimiento de los riesgos y de las formas de evitarlos o reducirlos, progrese en el ámbito de la prevención, sin menoscabo de la responsabilidad que en materia de protección de la población y reducción de daños corresponde a los organismos públicos.

Dentro de esa responsabilidad de los organismos públicos está la de contribuir a la consolidación de una cultura social en prevención y protección de riesgos que permita avanzar en la consecución de niveles más elevados de seguridad.

TERREMOTO DE LORCA

El terremoto de Lorca del 11 de mayo de 2011 sacudió principalmente a la localidad de Lorca, en la Región de Murcia a las 18:47 hora local.  Sus efectos se sintieron en toda la Región de Murcia. Tuvo una magnitud de 5,1 grados en la escala de magnitud de momento;  fue precedido por un seísmo premonitorio de 4,5 sucedido a las 17:05 hora local de ese mismo día. El movimiento sísmico fue sentido también en las provincias de Almería, Albacete, Granada, Jaén, Málaga, Alicante, Ciudad Real y algunas zonas de la ciudad de Madrid, donde el tipo de suelo amplifica los movimientos en ciertos barrios.

La Región de Murcia, en la que se encuentra Lorca, es la zona sismológica más activa de España, si bien esta localidad, concretamente, no está entre las de mayor peligrosidad de ella.

Como consecuencia del terremoto se vieron afectados los edificios públicos, las viviendas y el patrimonio histórico. Se calcula que un 80% de las viviendas resultaron dañadas, teniendo algunas que ser demolidas en los meses posteriores. A pesar del alto número de viviendas afectadas es de destacar que sólo un edificio se colapsó durante el terremoto.

El terremoto dejó 9 vícitmas mortales, entre ellas dos mujeres embarazadas y un niño de 14 años, y unos 324 heridos.

PROTECCIÓN ANTE TERREMOTOS

La protección ante los terremotos consta de dos tipos de medidas, la predicción sísmica y la prevención sísmica.

La predicción sísmica ayudaría a determinar con anticipación la magnitud, el lugar y la fecha de los terremotos, con la finalidad de prevenir a la población, disponer su evacuación y tomar medidas para reducir la pérdida de vidas y limitar los daños en la propiedad. La capacidad general para predecir terremotos, ya sea en forma individual o en una base estadística, sigue siendo remota.

La prevención sísmica se refiere al conjunto de medidas adoptadas con el objetivo de reducir el riesgo sísmico. Implica actuar antes de que ocurra el terremoto, adaptando las construcciones y el desarrollo de una región a sus características sismológicas y elaborando un plan de emergencias ante fenómenos sísmicos.

MEDIDAS DE AUTOPROTECCIÓN

La población debe saber actuar antes, durante y después de un terremoto. Las medidas de autoprotección pueden ayudar a salvar la vida.

Los efectos de un terremoto dependen de su intensidad, pero los peligros están relacionados con la rotura, caída y colapso de estructuras, edificios, objetos, etc. Por ello, las medidas de autoprotección a llevar a cabo antes de un terremoto van encaminadas a conocer los lugares donde poder protegerse de esos peligros. Sería conveniente desarrollar un plan de reencuentro familiar en caso de catástrofe y tener un kit de emergencia en el hogar con productos básicos tales como linterna con pilas, botiquín de primeros auxilios, documentos personales, dinero, comida y agua de reserva.

Durante el trascurso de un terremoto, si se encuentra dentro de un edificio, lo más importante es:

  • Permanecer dentro: la mayoría de los accidentes se producen por caída de objetos al intentar salir al exterior.
  • Colocarse debajo de un mueble resistente o junto a un muro de carga, lejos de cristales, espejos o muebles que puedan caerse.
  • Si hay que evacuar, nunca utilizar el ascensor.

Si se encuentra fuera del edificio:

  • Desplazarse con tranquilidad pero sin perder tiempo a espacios abiertos, lejos de edificios, semáforos, farolas, árboles, puentes, etc.
  • Cuando alcance un lugar seguro, permanecer allí hasta que cese el temblor.

Si en el momento del terremoto va en coche, conviene:

  • Si se está en un lugar seguro, parar el vehículo y permanecer dentro de él.
  • Si no se está en un lugar seguro, desplazarse a sitios abiertos
  • Cuando finalice el temblor, conducir con precaución, evitando túneles o puentes.

Después de un terremoto, lo más importante (y seguramente lo más difícil) es mantener la calma y seguir las instrucciones que den las Autoridades. El caos, el pánico, la desinformación y las conductas inapropiadas también producen víctimas.

Más información:

Ministerio de Fomento

Instituto Andaluz de Geofísica

Un post de Esther Gorjón @jesterhanny

Share

Tags: , , , , , ,

No hay comentarios

Deja un comentario